domingo, 20 de julio de 2008

¿65 Horas?. Ni de Coña.

Hace ya más de un mes que el Consejo de Ministros de Trabajo de la Unión Europea aprobó por mayoría cualificada, con la abstención de España y otros países, la modificación de la Directiva que permite la ampliación de la semana laboral por encima de las 48 horas. Esta Directiva que será debatida en el Parlamento Europeo el próximo mes de Septiembre, en caso de ser aprobada, permitirá a cada Estado miembro modificar su legislación para elevar la semana laboral vigente de 48 horas hasta 60 horas en casos generales y a 65 para ciertos colectivos como los médicos, vulnerando los dictámenes del Tribunal de Justicia de la Unión Europea. Dado que el tiempo se computa como promedio durante tres meses, significa que las jornadas semanales podrán alcanzar hasta las 78 horas.


Una Directiva que ahora se modifica y que estaba paralizada desde hace tres años por la oposición de países como Francia, España e Italia, principalmente, que ejercían la minoría de bloqueo. Lamentablemente, el acceso de Silvio Berlusconi al poder en Italia, propició que este país fuera el primero en abandonar la defensa de este derecho social. Posteriormente, el presidente francés Nicolas Sarkozy y el premier británico Gordon Brown pactaron que si el Reino Unido apoyaba la reforma de las agencias de trabajo temporal, otra directiva que se discute paralelamente, Francia apoyaría el aumento de jornada. España, por el contrario, mantiene su oposición a la directiva. ( Un ejemplo a tener en cuenta para cuando nos vengan contando que no hay diferencia entre izquierda y derecha).


La posición de España, tanto en el Consejo de Ministros como en el Parlamento Europeo es clara y contundente. El ministro de Trabajo, Celestino Corbacho, manifestó que la aprobación de la Directiva "supondría una regresión social" y Alejandro Cercas, eurodiputado socialista, considera que la directiva "supone un grave retroceso que convierte el derecho laboral europeo en un material de usar y tirar". "Es un precedente peligroso", añade, "que luego se puede aplicar a salarios y a condiciones de higiene y abre la puerta al dumping social". En su opinión, "dejar al trabajador que pacte a solas con el empresario es renunciar a toda la historia legal y de lucha social colectiva".


La modificación de esta Directiva que convertiría en norma europea el "free choice", vigente en el Reino Unido desde 1993, que permite que cada trabajador pueda pactar "libremente " , (como escribía recientemente en LNE un empresario" progresista" ) el tiempo de trabajo, constituye un durísimo ataque al movimiento sindical y un gravísimo retroceso para los derechos sociales de los trabajadores recogidos, desde hace ya 91 años, en la normativa de la Organización Internacional del Trabajo (OIT). Una acción de este calado social y laboral no debe ni puede quedar sin respuesta por parte de los trabajadores europeos y las organizaciones sindicales, que conscientes de ello, ya están desarrollando a través de la red una serie de acciones, como la divulgación de las consecuencias que supondría la aprobación de la Directiva y manifestando el más contundente rechazo a la misma.


Así a nivel sindical, el Comité Ejecutivo de la Confederación Europea de Sindicatos (CES) manifestó su preocupación y rechazo por esta directiva que ataca directamente a la línea de flotación de la Negociación Colectiva y da un paso atrás en las conquistas sociales y en la Europa Social y acordó aprovechar el periodo de su tramitación, para iniciar una intensa campaña de rechazo y explicar la posición sobre la misma de los trabajadores europeos a los gobiernos nacionales, a los grupos parlamentarios, y a través de ellos a los grupos parlamentarios europeos.

La CES hace un llamamiento a la participación en la Jornada Mundial de Acción que tendrá lugar el día 7 de octubre por el Trabajo Decente, que incorporará en Europa, además de la demanda de salarios dignos, la expresión pública del rechazo de los trabajadores a la propuesta de directiva del tiempo de trabajo.


Desde aquí os animo a tod@s a participar activamente en esta iniciativa en defensa de los derechos de los trabajadores y de una Europa Social para tod@s.

17 comentarios:

Anónimo dijo...

Vamos a tener que echar más horas que un reloj. Lo de conciliar la vida laboral y familiar supongo que será posible llevando el trabajo para casa o los niños al trabajo. ¡Toma liberalismo!.

raul dijo...

Aquí en España tienen en el PP unos buenos aliados, figurate que proponen abaratar el despido ahora que crece el desempleo a un ritmo del 20%. ¡Toma centro!.

Carlota dijo...

La globalización de la economía es una buena disculpa para continuar eliminando los derechos de los trabajadores y el estado del bienestar. Los burocratas de Bruselas siguen colaborando con las multinacionales y los grandes poderes financieros con directivas como la que denuncias aquí, ante la pasividad de nuestros representantes parlamentarios, que no tenían que haber permitido que esta Directiva saliese adelante a poco que se creyeran lo de la Europa Social.

proletario dijo...

Trabajar menos horas para que trabajemos y puedan vivir más personas. ¡35 horas ya!.

aida dijo...

La Unión Europea mal que nos pese tiene poco de social y mucho de mercado comercial, "mercado común" se decía antes. El rechazo a la Constitución, la carencia de un gobierno europeo y de una política exterior común y la dependencia militar de la OTAN, evidencian la falta de un proyecto europeo autónomo y democrático. Eso si, mientras seamos receptores de ayudas seguiremos poniendo cara de risa.

LUNA dijo...

Cuando se hace dejación de los derechos adquiridos y duramente conquistados en años anteriores ocurren estas cosas.
Por muchisimo menos he participado yo en manifestaciones varias que se repetian y repetian hasta obtener algun resultado. De huelgas y otros instrumentos de acción ya ni hablo.
Como tu dices a veces, algo habeis mal quienes habeis tenido responsabilidades sindicales antaño para engendrar este sindicalismo de "baja intensidad" que padecemos ahora.
Tal vez el problema radica en que muchos "currantes" están en el trabajo "virtualmente" y no les duelen las espaldas por el peso del trabajo, por lo que les da igual 40 que 35 o 65 horas.
A ver si la ministra de igualdad inventa alguna medida para paliar la desigual participación en las Rentas del Trabajo, y minoramos la "brecha laboral" que permite que unos, trabajando poco ganen mucho y otros trabajando mucho ganen muy poco

almudena dijo...

El mercado común, eso es la Unión Europea,es cada vez más grande para facilitar el traspaso de capitales y la movilidad de la mano de obra procedente del Este. La convergencia como dicen los listos consiste en igualar a la baja los salarios y derechos sociales y al alza los beneficios del capital. No hay remedio de que cambien las cosas por que los sindicatos y partidos progresistas siguen durmiendo la siesta.

carlos perez dijo...

No acostumbro criticar las opiniones de los demás, pero en este caso le díria a Almudena si antes de escribir el comentario leyó el post, supongo que no, de lo contrario no se entiende su comentario o es que ella no ha entendido nada.

Tus compañer@s dijo...

Estamos contigo. Un abrazo.

socialista carbayón dijo...

Más apoyos. El 30 Congreso de los socialistas asturianos ha aprobado una resoluciñon rechazando la directiva que pretende ampliar la jornada máxima semanal hasta las SESENTA HORAS y en algunos sectores hasta los SESENTA y CINCO.

Anónimo dijo...

salario digno, condiciones de trabajo seguras y jornada de trabajo razonable, eso es el socialismo.

ugetista dijo...

Trabajar menos horas para trabajar tod@s.

escanciador dijo...

Tu no sabes quien soy, yo si te conozco, trabajo en hosteleria diez horas diarias cinco dias una semana y seis dias otra. Gano 1060 euros al mes y los sindicatos lo saben y no hacen nada. ¿Que te parece?

rosa dijo...

Hay dialogo social y el gobierno socialista ha dado su palabra de que no habra recortes sociales. Excelente acuerdo. Solo una duda. De donde saldra el dinero.

camarero una de mero dijo...

Trabajo Decente. Menuda ironía. Jornadas de doce horas, novecientos euros al mes, comer a las cinco de la tarde y descansar los martes. Las vacaciones en octubre para alternar con la jet. y para más información ......... pregunta a los de hosteleria.

indalecio dijo...

Hola Jamín, acabo de llegar de vacaciones, es lo de siempre, cuando la economía va bien el capital se hincha a beneficios, cuando vienen mal dadas hay que apretar el cinturón de los trabajadores. Eso si las propuestas del ministro Sebastian no las hace ya ni "un bombero retirau" que decimos por aquí. Un abrazo.

Daniel dijo...

Hola Benjamin. El acuerdo del Consejo de la Comunidad Europea de aumentar las horas de trabjo semanales me parecen una barbaridad y difícil de aplicar. Por cierto, otra barbaridad (más bien una vergüenza)es la directiva aprobada por el Parlamento Europeo que regula la expulsión de los inmigrantes. Saludos.Daniel Gutierrez Granda.