domingo, 25 de noviembre de 2007

Frente a la Violencia de Género hay Esperanza.




Las mujeres y los hombres de buena voluntad expresamos, este fin de semana con miles de actos, nuestro apoyo y solidaridad a todas las mujeres que en cualquier lugar del mundo sufren la lacra social del maltrato, y lo hacemos siendo conscientes de que este es un gravísimo problema de toda la sociedad y ante el que no tenemos derecho a mirar para otro lado.

Aunque es de reconocer que se han producido grandes avances no podemos sentirnos satisfechos mientras exista un solo caso de maltrato y no se erradiquen de raíz las causas que lo generan y esa tarea nos concierne por igual tanto a los hombres como a las mujeres.

En esa línea, la ciudadanía, las organizaciones sociales y los partidos políticos, deben instar a los gobiernos para que tomen cuantas iniciativas sean necesarias para construir una sociedad de mujeres y hombres libres e iguales.



MANIFIESTO del PSOE



Ante la conmemoración, un año más, del 25 de Noviembre, Día Internacional contra la Violencia de Género, desde el PSOE queremos trasladar a la ciudadanía española y muy especialmente a todas aquellas mujeres que están sufriendo malos tratos un mensaje de aliento, porque es posible escapar del círculo de la violencia.

La aprobación de la Ley Integral Contra la Violencia de Género en diciembre del año 2004 con la unanimidad de todas las fuerzas políticas, ha supuesto la esperanza para las mujeres que sufren esta lacra social porque está a su disposición todo un caudal de acciones institucionales concretas para protegerlas con una Delegación Especial del Gobierno al frente, la Fiscalía de Sala Delegada y el Observatorio Estatal, compuesto por profesionales de todos los ámbitos.


El Gobierno socialista ha colocado a la violencia contra las mujeres en primera línea de la agenda política y en su compromiso se encuentra la mejora de los mecanismos de asistencia a las víctimas; así como luchar por la prevención, por la asistencia integral a las víctimas y por perseguir a los agresores.


En estos tres años de aplicación de la Ley, mucho hemos avanzado para lograr este objetivo común que nos une:

  • Se han creado 452 Juzgados de Violencia sobre la Mujer, 398 compatibles y 54 exclusivos y se prevén 29 exclusivos más para finales de 2007.


  • Se han nombrado 49 fiscales especializados en esta materia y se espera, para finales de este año, un total de 92.


  • Existe un turno de oficio gratuito 24 horas y más agentes especializados de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado combatiendo el machismo criminal, con un aumento del 117,5% en el número de efectivos este año, llegando a los 1.614 a finales de 2007.


  • Hemos conseguido endurecer las penas para los hombres agresores, 49.968 han sido condenados en dos años y ofrecido teleasistencia para las víctimas, aún sin orden de alejamiento con un aumento constante de sus usuarias. 7.987 estaban dadas de alta el 1 de octubre de 2007. Desde diciembre de 2006 hasta esa fecha, su número se ha incrementado en más de un cuarenta por ciento y, además está en marcha el Plan de Sensibilización.


  • Al servicio de las mujeres hay un nuevo protocolo de Sanidad y 59 unidades provinciales de Violencia sobre la Mujer en las Comunidades Autónomas, con la finalidad de coordinar toda la información y recursos existentes destinados a proteger a las mujeres en situación de riesgo, además de las unidades forenses de valoración integral en cada provincia, de las que también se han visto incrementado su número en un 150%.


  • Por primera vez en España existe un teléfono nacional gratuito de información y asesoramiento 24 horas que no deja huella en la factura de teléfono a través del número 016 con el objetivo de ayudar a las víctimas a que den un paso adelante y denuncien. En este sentido, el número de denuncias interpuestas ha aumentado más de un 70% entre 2002 y 2006. Un dato positivo ya que pone de relieve, la magnitud del fenómeno, la necesidad de una herramienta integral de estas características pero sobre todo, que cada vez hay más mujeres víctimas de malos tratos que se deciden a salir de la oscuridad para denunciar el horror que viven en sus hogares.


  • En el periodo 2005-2007, el Gobierno socialista ha distribuido 26 millones de euros a las Comunidades Autónomas y 2,5 millones de euros a las Entidades Locales para colaborar en la asistencia social integral que desde los territorios deben ofrecer a las víctimas.


  • Desde el Gobierno central, más de 212 millones de euros se destinan a la lucha contra la violencia de género en 2007, un 50% más de lo previsto inicialmente para este año.

La dotación prevista en el proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado para 2008 asciende a 247,8 millones de euros, lo que supone un incremento del 75,09% en relación con la dotación inicial consignada en los Presupuestos Generales del Estado para 2007.


Conscientes de la magnitud del fenómeno y de la complejidad de su erradicación, el PSOE seguirá animando al Gobierno de Zapatero para que continúe este impulso político constante que tantas mujeres siguen necesitando.


Porque ante la violencia de género, hay esperanza.






8 comentarios:

amparo dijo...

Es verdad que es una lacra social, pero precisamente por eso, es por lo que hay que combatirla todo el año y no solamente en unas fechas. Mientras no se eduqque en la escuela de forma muy diferente, fomentando los hábitos de colaboración en vez de estimular la competencia, como se hace ahora, dificilmente las relaciones entre las personas se plantearan en condiciones de igualdad. Eso si, nos queda la esperanza.

Anónimo dijo...

Ya se que eres del PSOE, pero no me parece bien que en un tema como este publicites las posiciones de tu partido y no te refieras a las de los demás que como en el caso de IU han defendido siempre estas politicas.

aida dijo...

Haces un comentario politicamente correcto y llamas a esto lacra social, cuando es violencia machista y los maltratadores, demasiadas veces, son bastante más que eso, son asesinos. En lo que si estoy más de acuerdo es que deben de erradicarse las causas, por que mientras eso no sea así no tendremos esperanza. Soy consciente de que soy dura con el comentario pero la vida, para muchas, lo es más.

LUNA dijo...

Gracias por el optimismo y las cifras, no hay como mostrar datos para callar bocazas. Cuando partes de casi, cualquier poco es mucho y en este caso es muchisimo. Y gracias también porque me parece a mí que cuantos más hombres se posicionen claramente, con contundencia y en voz alta en contra de la violencia de género, menos hombres se atreverán a practicarla.
Por otro lado, tiene narices que alguien te diga que publicitas la posición de tu partido el Psoe cuando es público y notorio que formas parte de la dirección de ese partido y eres diputado en la Junta representandolo.
Si cada cual hiciera en su ámbito lo que tu haces en el tuyo nos iria mucho mejor a todos.
Gracias por el blog. Ya me has superado, y el diseño hasta me gusta más que el mío, aunque la diferencia fundamental es que tu aportas datos que muchos te agradecemos y yo solo mi opinión

Anónimo dijo...

Todo lo que se haga en este tema es poco. Cada día se conocen más los maltratos, suceden en todos los estratos sociales y en todas las edades.

angel dijo...

No digo que no se denuncien los malos tratos, pero se debe de pensar que tenemos que dar o al menos disponer de ayudas de verdad para todas las mujeres que lo necesiten. No basta con animar a que denuncien su insufrible situación, es imprescindible darles seguridad y prestarles el apoyo necesario.

carol dijo...

Sobre todo es un problema de educación, de educación en valores, de respeto por la libertad del otro, de no considerar a la mujer como un objeto, sea sexual, reclamo publicitario, prestigio social, y tantas y tantas cosas que nos "cosifican", solo hay que ver la televisión, la publicidad, para darse cuenta de que estamos ante un problema mucho más grave que el maltrato físico.

luis dijo...

La igualdad que se recoge en las leyes hay que llevarla a la vida diaria, y en ese larga y dura travesía las mujeres y los hombres debemos caminar juntos y unidos.